El compromiso con la economía circular

En nuestra apuesta por la Economía Circular nos comprometemos a desarrollar productos del mar responsables y sostenibles, optimizando la definición y el diseño de nuestros procesos, atendiendo a criterios de eficiencia y desempeño ambiental, y utilizando envases más sostenibles y reciclables que aseguren la frescura y la calidad.

Envases más sostenibles

Gobernanza

El compromiso con el desarrollo de envases más sostenibles se alinea con los principios y medidas descritas en nuestras políticas de RSC, Sostenibilidad, Calidad y Seguridad Alimentaria y de Responsabilidad Medioambiental, las cuales comparten objetivos de uso responsable de los recursos naturales y energía, y la optimización del uso de materiales, donde se incluyen los materiales de envase, como el plástico y el cartón.

Nuestra estrategia de Packaging Sostenible establece para 2025 los siguientes objetivos en materia de envases:

  • El 100% de los envases PESCANOVA estarán diseñados para que sean reciclables, reutilizables o compostables, de acuerdo con las tecnologías de selección y reciclado presentes en cada mercado.
  • Incrementar un 25% el uso de material reciclado en los envases.
  • Reducir 10% el uso de plásticos en los envases.
  • 100% de los envases de papel y cartón estarán fabricados con materias primas procedente de fuentes sostenibles certificadas.

Los planes de actividades sobre los que estamos trabajando pasan por analizar el diseño y los materiales que utilizamos en cada uno de nuestros envases, con el objetivo de optimizar su material, trabajando por el equilibrio del mínimo material que proteja nuestros productos y poder eliminar el sobreenvasado siempre que sea posible. Buscamos utilizar materiales que sean reciclables y para los cuales realmente exista tecnología de reciclado en el país donde se comercialice cada producto. Así mismo, buscamos eliminar el plástico y utilizar plástico reciclado siempre que sea posible sin comprometer la seguridad alimentaria. También estudiamos y validamos el uso de nuevos materiales más respetuosos con el medio ambiente.

PackScore

Para lograr el objetivo de que el 100% de nuestros envases sean reciclables a 2025, hemos creado una metodología propia, con un alto componente técnico de estudio de materiales y sistemas de selección y reciclado de envases, que nos permite evaluar la reciclabilidad de nuestros envases y así poder ir estudiando nuevas alternativas. Los productos son calificados en función de sus elementos de envase en cuatro categorías:

Reciclable: Los elementos del envase se reciclan en todas las plantas y los materiales secundarios resultantes tienen valor en el mercado, incluso pudiendo volver a fabricarse nuevos envases.

Reciclado condicionado: Los elementos del envase son compatibles para el reciclado en ciertas aplicaciones, que tienen un menor valor en el mercado.

Ineficiente para el reciclado: Los elementos del envase presentan problemas de reciclabilidad que afectan a la calidad del material reciclado o trasfieren a pérdidas al proceso.

No reciclable: Los elementos del envase son en su mayoría no reciclables o contaminan las fracciones de material reciclado.

Algunas de las acciones que se están trabajando en los distintos centros industriales para conseguir que nuestros envases tengan la calificación de PackScore verde son:

  • Sustitución de bolsas multicapa multimaterial no reciclable por monomaterial de polietileno reciclable y homogenización de especificaciones de material de envase.
  • Sustitución de plástico negro por plástico transparente reciclable o poco coloreados.
  • Incorporar plástico reciclado RPET en bandejas y envasado skin
  • Sustitución de lámina plástica de los estuches por un nuevo material alternativo reciclable sin plástico que conserva sus propiedades físico-mecánicas.